Un día un hombre de negocios llegó a una isla y vio a un nativo que estaba acostado, tranquilo bebiendo agua de coco en la playa.

-¿Por qué estás ahí acostado y no haces nada? – le preguntó

-¿Y qué debería hacer?

-Mira, a tu alrededor hay muchas frutas exóticas, podrías recogerlas y venderlas muy caras. También tienes el mar y playas magníficas, podrías construir aquí muy buenos hoteles y ganar mucho dinero con los turistas. Creo que podrías ganar millones de dólares.

-¿y después qué?

-Bueno, ¡después podrías irte tranquilo a acostarte en la playa, calentarte con el sol y beber algo!

-Ajá ¿y qué estoy haciendo?

¿Insulto o comentario? Déjalo aquí

Dejanos un comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí